RSC

“La responsabilidad social corporativa (RSC) es un término que hace referencia al conjunto de obligaciones y compromisos, legales y éticos, tanto nacionales como internacionales, que se derivan de los impactos que la actividad de las organizaciones producen en el ámbito social, laboral, medioambiental y de los derechos humanos.

De igual forma que hace medio siglo las empresas desarrollaban su actividad sin tener en cuenta el marketing o que hace tres décadas la calidad no formaba parte de las orientaciones principales de la actuación empresarial, hoy en día las empresas son cada vez más conscientes de la necesidad de incorporar las preocupaciones sociales, laborales, medioambientales y de derechos humanos, como parte de su estrategia de negocio.

¿Qué tiene que ver el concepto de RSC con la comunicación corporativa? Pues tiene mucho más que ver de lo que pueda, amigo lector, imaginar.

En algunos artículos de este blog hemos comentado que la empresa tradicional enfocaba su actividad, entendía el mundo empresarial, desde el punto de vista comercial. Desde hace ya algunos años esta tendencia ha venido cambiando. Eso no significa, obviamente, que la empresa haya dejado de ser una organización cuya finalidad no sea la de “ganar dinero”, lo que significa es que los mecanismos y estrategias evolucionan. ¿Es lo mismo ganar dinero que generar riqueza?. Los beneficios no deben obtenerse a cualquier precio. En este mundo nuestro, actualmente, el crecimiento empresarial debe enmarcarse en un contexto sostenible, respetuoso y ético. En eso consiste la RSC. Es una forma diferente, digamos, de hacer empresa, con respeto al medioambiente, a los derechos de los trabajadores en su más amplio sentido y hacia las comunidades a las que pertenece.

“La adopción de criterios de responsabilidad social corporativa (RSC) en la gestión empresarial implica la formalización de políticas y sistemas de gestión en los ámbitos económico, social y medioambiental; también, la transparencia informativa respecto de los resultados alcanzados en tales ámbitos; y, finalmente, el escrutinio externo de los mismos.

Las organizaciones ejercen su responsabilidad social cuando satisfacen las expectativas que, sobre su comportamiento, tienen los diferentes grupos de interés (stakeholders: empleados, socios, clientes, comunidades locales, medio ambiente, accionistas, proveedores), contribuyendo a un desarrollo social y ambientalmente sostenible, y económicamente viable.” Fundación Ecología y Desarrollo.

La aplicación de RSC en una empresa conlleva una revolución integral de la gestión y, lógicamente, la introducción de esa filosofia en la propia identidad corporativa de la empresa. Esa adopción implica cambios tanto en la comunicación interna como en la externa de la empresa, varía el concepto tradicional de su imagen corporativa y es un factor altamente contribuyente a la obtención de una reputación corporativa óptima.

La responsabilidad social corporativa en la empresa genera credibilidad entre los públicos objetivos, internamente mejora el clima laboral y aumenta la fidelización del capital humano y externamente se trata de un valor intangible que puede crear una opinión favorable hacia la empresa que lo genera.

“Desde la perspectiva empresarial no es fácil decidir cuál es la mejor manera de dirigir acciones y actividades hacia la comunidad, sabiendo que la mirada, exigencia y opinión del consumidor están siempre presentes.Es él quien tiene el poder de decisión sobre la adquisición o no de un determinado producto o servicio de una u otra marca, evaluando (antes de la compra) algunas cualidades y particularidades propias de la empresa productora. Es en este criterio donde interviene de manera sustancial el concepto de Responsabilidad Social Corporativa, que prevee y atiende no sólo las necesidades o características propias de un producto o servicio, sino también que considera el nivel de compromiso de la Empresa con la sociedad, siendo ponderado cada vez con mayor incidencia en las expectativas de los consumidores.”

En un mundo empresarial altamente competitivo, la correcta aplicación de la RSC puede aportar el factor diferenciador que la empresa busca incansablemente.

¿Cuál es la empresa que se despreocupa de que los productos que fabrica puedan generar daños graves al medio ambiente?. ¿Cuál es la empresa asentada en un municipio de pequeño o mediano tamaño que no colabora de alguna forma en una importante iniciativa que el Ayuntamiento promueve para el desarrollo municipal y para la que se le solicita una ayuda que puede ofrecer?

¿Acaso estas acciones no son un elemento enriquecedor de la imagen corporativa de la empresa que los lleva a cabo?

La RSC puede hacer que los beneficios a corto plazo de una empresa no sean tan altos, pero a medio y largo plazo es una indudable “inversión”, eso sí, entramos en el campo de los “valores intangibles” y, por lo tanto, ha de ser la empresa la que tenga la capacidad de entender los beneficios.

En resumen, la RSC debe formar parte de la estrategia integral de la empresa, y, directamente pasa a engrosar los campos de trabajo del área de comunicación corporativa.

Ya en el año 50 a. de J.C, Cicerón citó que “la justicia es indispensable para la realización de los negocios”.

Anuncios

Acerca de Joaquín Mouriz Costa
Profesional de la comunicación corporativa en el ámbito de las TIC. Relacionado con las nuevas tecnologías desde 1996. Director de comunicación de la Asociación Nacional de Empresas de Internet (ANEI) hasta 2011. Desde el año 2003 profesor de comunicación en másters postgrado y executive. Actualmente Director de Comunicación, BNP Paribas Personal Finance (CETELEM) España. Emprendedor por naturaleza, así que seguiré evolucionando en todo aquello que suponga un reto profesional.

3 Responses to RSC

  1. Estimados (as):

    Muy interesante artículo.
    Sólo para recalcar de tus propias palabras.

    La comunicación e información con los Stakeholders (grupos de interés), es la esencia, el corazón de la RSE.
    La comunicación dice relación con la forma en que una organización informa a sus stakeholders acerca de sus acciones y sus consecuencias.
    Bastante se ha discutido de si se trata de un mero acto de informar o de un acto comunicacional propiamente tal, ya que esta última implica mucho más de la simple entrega de información, involucrando un diálogo, el que por cierto debe además cumplir con ciertos requisitos propios del “engagement”, como la claridad y transparencia, o sea que se realice mediante un diálogo hecho con responsabilidad, y en el que se intercambie información clara, y transparente, o sea que la información sea accesible y completa. Naturalmente nos hacemos parte de esta última concepción.

    Felicitaciones por la creación de este espacio. Los invito a conocer el de mi autoría.
    Saludos Cordiales
    Camila Alvear

  2. Estimada Camila,

    Muchas gracias por tus palabras. Este blog es el tuyo siempre que te apetezca manifestar tu opiniones.

    Sin duda visitaré tu weblog.

    Saludos

  3. Marisel says:

    MUY ÚTIL

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: