El cliente final como protagonista e Internet

La AIMC (Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación) ha presentado los resultados de la 11ª Encuesta a Usuarios de Internet (Navegantes en la Red).

Encontramos algunos datos muy interesantes sobre el crecimiento de ciertas costumbres del internauta español en su uso de la Red. Estos datos podemos relacionarlos con los numerosos post publicados en este blog sobre herramientas 2.0 y su influencia en las acciones de comunicación en nuestras días.

Las redes sociales seducen a los españoles

La mitad de los internautas españoles, un 50,8%, está registrado en alguna de red social como Tuenti o Facebook. Una cuarta parte, 23,4%, está inscrito en más de una y las relaciones personales se sitúan como el uso principal de este fenómeno (71,7%) seguido de compartir hobbies (32,6%) y las relaciones laborales.

De hecho, el uso de las redes sociales es intenso, ya que más de un cuarto de los entrevistados las usa a diario y un 41% se conecta al menos una vez a la semana. Cabe destacar que en el estudio de ‘Navegantes en la Red’ del año 2007 Facebook y Tuenti se encontraban en las posiciones 72 y 159, del ránking de páginas web; tal ha sido su auge, que en tan sólo un año, han pasado a ocupar las posiciones 8ª y 10ª, respectivamente.

El triunfo de la web interactiva

En el entorno 2.0 la participación de los usuarios es fundamental en Internet. En el estudio observamos como cerca de la mitad de los internautas (un 46%) contribuye con contenidos propios a la web: bien en forma de fotos (el 32.9% de los entrevistados ha subido alguna imagen a la red en el último mes); seguida de textos (20.3%) y vídeos (9.6%).

Y es que los videos en la red ganan protagonismo a una velocidad vertiginosa, ya que el 62,8% de los internautas han visionado algún video de manera online en el último mes, lo que sitúa a Youtube como la séptima página más visitada.

Los blogs también juegan un papel importante para los internautas: un 63,4% de los encuestados ha visitado algún blog, en tanto que un 25,4% ha accedido a blogs de carácter profesional, lo que pone de manifiesto la gran importancia de las bitácoras en el mundo laboral.

Fuente: Marketingdirecto.com

Estudio “Navengantes en la Red”. Más información

“La caída de la Publicidad y el auge de las Relaciones Públicas”

Estaba leyendo el blog de mi admirado Iván Pino y me ha llamado la atención que se nombra en un comentario un interesante libro:  

“La caída de la Publicidad y el auge de las Relaciones Públicas”

Mis alumnos siempre me piden bibliografía, bien, aquí hay un buen ejemplo que aconsejo leer con tranquilidad y sin prejuicios.

“The Fall of Advertising and the Rise of PR”, que es su título original, es un best seller de negocios. Sus autores, Al Ries y Laura Ries proponen pasos prácticos para comunicar y posicionar una nueva marca en la era del exceso publicitario. He encontrado en la Red, concretamente en una web argentina, una interesante entrevista a uno de sus autores que puede ayudar a entender la obra y lo que se nos intenta transmitir:

——-

Desde los Estados Unidos y en exclusiva para los lectores de “Management Herald”, Al Ries habla sobre las principales ideas desarrolladas en su nuevo best seller (2002).

Pregunta: En su último libro “The Fall of Advertising and tge Rise of PR” (“La caída de la publicidad y el auge de las Relaciones Públicas”) usted indicó la importancia de las relaciones públicas para la construcción de una marca.  ¿Cuáles son las principales diferencias entre la publicidad y las relaciones públicas?

Respuesta: Las dos principales diferencias están en los grados de credibilidad y control de ambos instrumentos.

Lo que uno dice de sí mismo a través de la publicidad tiene muchas veces poca credibilidad por parte de la audiencia. Hoy tiene más credibilidad lo que los otros dicen, en los medios, sobre uno.

Con las relaciones públicas se tiene poco control del mensaje y sobre a quien queremos dirigírselo. Por el contrario, con la publicidad se tiene el ciento por ciento del control sobre el mensaje y sobre a quien queremos dirigírselo. Esta es una ventaja a favor de la publicidad.

A pesar de la falta de control, las relaciones públicas son una muy buena forma para comunicar a los consumidores el lanzamiento de una nueva marca.

P: ¿Por qué piensa que la publicidad no es suficiente para construir una nueva marca en esta nueva era?

R: Una marca establecida tiene credibilidad de parte de los consumidores. Las marcas nuevas, de las cuales los clientes nunca han escuchado hablar, tienen poca credibilidad. Por eso es difícil lanzar una nueva marca con poca credibilidad a través del uso exclusivo de la publicidad.

Las nuevas marcas necesitan incluir en sus lanzamientos actividades de “publicity”.  “Publicity” es lo que los otros dicen, en los medios, sobre uno.

P: ¿Cuáles son los principales pasos que una empresa debe seguir para implementar exitosamente un programa de relaciones públicas?

R: Un programa de relaciones públicas involucra invariablemente los siguientes siete pasos:

  • Paso 1.
    La llegada de las novedades. Los medios aman publicar historias que describen los acontecimientos que van a suceder, especialmente cuando tienen la exclusividad
  • Paso 2.
    Expansión progresiva en los medios. Las campañas publicitarias se lanzan invariablemente con una pauta muy fuerte para lograr impacto. Cuando se lanza una marca con relaciones públicas no hay alternativa. A no ser que se posea un producto terriblemente innovador, se debe empezar despacio y esperar que la presencia en los medios se expanda gradualmente.
  • Paso 3.
    Reclutamiento de aliados. Antes de lanzar un programa de relaciones públicas, deben hacerse dos preguntas: ¿Quién es mi enemigo y quiénes son mis aliados naturales? Cada producto o servicio nuevo necesita tener una marca enemiga para poder convertirse en líder del mercado. La identificación del enemigo también ayudará a definir nuestros aliados. “El enemigo de mi enemigo es mi amigo”.
  • Paso 4.
    El avance del mensaje. Se gatea antes de caminar y se camina antes de aprender a correr. Los medios funcionan de la misma manera. Se necesita comenzar de a poco. Quizá el “publicity” se inicie en una newsletter para después pasar a un medio de prensa comercial especializada. Desde allí, se podrá acceder a publicaciones de negocios generales y, al final, hasta un importante noticiero nocturno podría mencionarlo.
  • Paso 5.
    La oportunidad de modificar el producto. Una de las principales ventajas que surgen de brindar la información de a poco y de que esta se distribuya lentamente es la oportunidad de modificar el producto. Es difícil cambiar un producto cuando se lanzó con una campaña publicitaria fuerte y masiva.
  • Paso 6.
    La oportunidad de modificar el mensaje. Cuando se lanza un nuevo producto, usualmente se descubren atributos que se le pueden sumar a la marca. ¿En qué atributo usted debería enfocarse para persuadir mejor? Durante una acción de publicity, los periodistas o editores de los medios pueden ayudarnos mucho. Sus opiniones no solo ayudan sino que además, aparecen como muy convincentes para los consumidores potenciales. Ellos manejan las riendas de las opiniones de los consumidores.
  • Paso 7.
    El lanzamiento progresivo. La mayoría de las campañas de marketing se planifican en torno al “Día D”, en el que el producto aparece de repente apoyado por una fuerte campaña publicitaria y promocional. La mejor estrategia es planificar un lanzamiento en forma progresiva. La campaña de publicidad de producto debe ser lanzada cuando la campaña de publicity alcance la cobertura de medios deseada.

P: ¿Las ideas presentadas en su libro son válidas también para pequeñas y medianas empresas?

R: Son más válidas aún. Las pequeñas y medianas empresas tienen menos reconocimiento de marca y, por lo tanto, menos credibilidad por parte de los consumidores. Necesitan de las relaciones públicas más que cualquier compañía grande.

P: En su excelente libro “The Fall of Advertising and the Rise of PR” usted establece que el marketing está entrando en una nueva era: la era de las Relaciones Públicas ¿Cuál es su recomendación clave para los ejecutivos de marketing argentinos, que planifican el lanzamiento de una nueva marca en el mercado latinoamericano?

R: Mi recomendación es que se utilicen las relaciones públicas para lanzar una nueva marca y, luego que la misma se haya establecido en la mente de los consumidores, se comience con la publicidad.

——–

Se trata de un libro que plantea ciertos conceptos controvertidos, de manera que nos puede dar lugar a debate. Sea bienvenido.

Fuente: Publicasonline.com

La política, las modas y la Comunicación 2.0

Estamos en tiempos de elecciones en varias comunidades autónomas de este país nuestro. Eso quiere decir que todo el mundo corre para intentar obtener el voto de la mejor manera posible. Hasta aquí todo me parece estupendo.

Si echamos un vistazo más en profundidad a este asunto veremos que la moda “Obama” y su carrera presidencial se ha convertido en un modelo comunicativo a seguir y, además, un contexto perfecto donde colocar el apellido 2.0 que toda acción de comunicación “moderna” parece que debe tener si es que quiere ser considerada profesional. Nadie duda del éxito del Presidente de EEUU en sus usos de Internet, pero ¿Es nuestro país, con sus peculiaridades, un lugar donde podamos conseguir reproducir este fenómeno?

Estados Unidos de América tiene una penetración de Internet bastante mayor que la nuestra. Esto ya es una diferencia que podemos llamar “técnica”. Pero, y aquí radica la cuestión, los usuarios de la Red tienen interiorizado su uso, forma parte de sus vidas de una manera que todavía el español no ha alcanzado. Esto es una diferencia que podemos llamar “social”.

Debemos analizar no solamente si la juventud española usa o no la red y sus múltiples herramientas 2.0 (redes sociales, profesionales, comunidades diversos, blogosfera, etc) sino ¿Para qué las usa? ¿Cuál es su sentimiento hacia la política, sus deseos de información concreta, su capacidad de documentación, de crítica, de participación activa?. Es decir:

¿Es la juventud española usuaria de Internet un público objetivo adecuado para obtener rentabilidad, votos, usando hoy en día esquemas de comunicación 2.0?

Con esto no quiero poner en tela de juicio la efectividad de la comunicación 2.0 (eso está fuera de toda duda) sino recalcar que cualquier acción de comunicación debe conllevar un conocimiento previo del público al que se dirige.

Quizá los partidos políticos buscan con el uso de estas herramientas una imagen de modernidad más allá de una efectividad concreta rentabilizada en votos tangibles. Usar estos métodos organiza ruido mediático en MMCC tradicionales, crea polémica cuando vemos videos como este:

Entonces… ¿Usan los partidos políticos la Red como herramienta directa de obtención de votos o como tranpolín para obtener mayor repercusión en sus acciones tradicionales?

¿Opiniones?

Risky Business: Reputations Online

Weber Shandwick y The Economics Intelligence Unit, han presentado el estudio Risky Business: Reputations Online, en él se estima que un 67% de directivos creen que la reputación de su compañía está amenazada.  

Según Andy Polansky, Presidente de Weber Shandwick, ‘el estudio confirma que la gestión de la reputación online se situaría en las agendas de la mayoría de los directivos de las empresas al reconocer que la red se ha convertido en un desafío capaz de dañar incluso reputaciones construidas durante años’. 

El informe, Risky Business: Reputations Online  se ha realizado en base a encuestas realizadas a 703 altos directivos de compañías de más de 20 sectores diferentes en Norteamérica, Europa y Asía Pacífico, entre otros mercados. De entre todas las cuestiones señaladas, las más destacadas y que pueden afectar en mayor medida a la reputación corporativa en estos momentos de turbulencia que vivimos son el sabotaje laboral y los mensajes mal dirigidos.

En el estudio, Weber Shandwick también ofrece consejos a las compañías para ayudar a reducir la vulnerabilidad y gestionar los destinos de su reputación corporativa. Estas estrategias incluyen:

  • El seguimiento online de la reputación, así como otros parámetros aplicables a Internet para valorar la proporción exacta de aplicación de la comunicación online y offline.
  • Evaluación de Internet para que los riesgos emergentes y otros temas online tengan una dimensión real.
  • Optimización de un servicio de motor de búsquedas (Search Engine Optimisation-SEO).
  • Compra de nombres de dominios y creación de un diálogo continuo entre empleados y prescriptores, antes y durante los problemas.

Fuente: PRNoticias.com

Descargar resumen ejecutivo del estudio (en inglés)

Los pequeños detalles generadores de imagen corporativa

Echemos un vistazo a los resultados de este estudio y si somos capaces de ponernos en la piel de los clientes de esas empresas ¿Qué pensaríamos?

——–

A más de una persona le ha pasado alguna vez: se ha dirigido a una empresa de la que es cliente por email y no ha recibido respuesta. Pero ahora un estudio lo corrobora: de 72 empresas observadas, solo seis responden a todas las consultas realizadas por email.

El estudio, realizado por el instituto alemán de investigación en comercio electrónico ECC Handel e ItyX observa durante 18 días el comportamiento de 72 empresas de distintos sectores al enviarles una consulta en un email de prueba. Solo seis de las 72 empresas contestaron a todas las consultas realizadas.

Pero los resultados reflejan un comportamiento aún más grave: dos de las empresas no han reaccionado a ninguno de los emails recibidos. Algo más del 72% de las empresas ha respondido a la consulta con un email escrito personalmente por un empleado, pero un 25% responde mediante emails de respuesta automática.

Respecto a los tiempos de reacción, no son demasiado rápidos en la mayoría de los casos. Algo menos de la mitad de las empresas que responden a los emails lo hacen el mismo día que reciben la consulta; un 23% lo hace durante los dos días siguientes y el 29% necesita tres o más días para contestar. Estos tiempos de reacción no se corresponden con las expectativas de los clientes, que esperan una respuesta de su empresa en las horas siguientes al envío de la consulta.

Las empresas que por lo general necesitan más tiempo para contestar son las de telecomunicaciones: solo el 18% llegó a contestar el mismo día en que se realiza la consulta.

Fuente: Marketingdirecto.com

A grandes males, comunicación interna

Una vez más, agradezco a Estudio de Comunicación que me haya hecho llegar este contenido.

—–

En el actual escenario de crisis, uno de los mayores problemas a los que se enfrentan las empresas es el de los ajustes de personal, subraya el autor. Para minimizar sus efectos negativos es imprescindible, en su opinión, una buena comunicación interna que dé a entender la decisión y que motive a la plantilla que continúa

Mi amigo Juan Porro, Dircom de Alcatel Lucent, dice que estamos en una situación muy difícil porque no sabemos lo que puede pasar cuando ‘una fuerza incontenible choca contra una masa inamovible’. Y es cierto que estamos asistiendo a una situación de crisis que no tiene parangón y en la que nadie sabe lo que deparará el futuro. El inmobiliario hizo crac, como todos presagiábamos. El sector financiero mundial también hizo crac, como ninguno parecía esperar. El consumo está bajo mínimos. El paro crece a un ritmo vertiginoso. Y ni tan siquiera nos queda el turismo, porque, al ser una crisis mundial, nuestro salvavidas de siempre también hace agua. Pero lo que sí está claro es que de nada sirve recrearse en lo difíciles que están las cosas.

Los males son grandes y no podemos ignorarlos, pero el vaso puede estar, al menos, no vacío del todo. Y las crisis siempre han existido y han sido momentos de depuraciones necesarias, de detenerse y ver el horizonte, de volver a construir sobre nuevas bases.

En este escenario de crisis, uno de los mayores problemas a los que se enfrenta una empresa, o al menos de los humanamente más dolorosos, es el de los ajustes de personal. Traducidos éstos en expedientes de regulación (los famosos ERE), cierres de fábricas o cualquiera de las múltiples modalidades. Lo malo de este problema es que en realidad son, al menos, dos: uno cuando la empresa tiene que contar que despide a una parte de su plantilla y otro cuando los que se marchan se han ido y queda una plantilla desmotivada y llena de miedos al futuro, es decir poco apta para competir.

En un estudio realizado por CincoDías y Estudio de Comunicación entre trabajadores afectados por una crisis laboral los datos son relevantes: más del 65% de los preguntados creen que se les ha comunicado mal la crisis y más del 70% se quedan tocados y desmoralizados una vez cerrada. Otro dato a tener en cuenta es que los líderes empresariales se esconden a la hora de afrontar las malas noticias, ya que tan sólo el 32% de los trabajadores dicen haber recibido la noticia por directivos de su compañía.

Es evidente que resulta más cómodo protagonizar las buenas noticias que las malas y que a los empresarios y a los expertos en comunicación nos gusta más trabajar en un escenario bueno que en uno malo. Pero no es menos cierto que la comunicación juega un papel más decisivo, si cabe, en momentos difíciles que en momentos fáciles. Y que una buena comunicación interna es imprescindible en procesos de crisis laboral.

De los resultados del estudio, en el que se ha entrevistado a trabajadores afectados por ERE en diferentes lugares de España, creo que se pueden sacar valiosas enseñanzas:

La comunicación inicial debe ser realizada por la empresa y, a ser posible, protagonizada por el líder o por alguno de los directivos clave. No se debe permitir que los rumores sean la fuente informativa de una decisión tan sensible como ésta.

Si la noticia se filtra hay que dar inmediatamente la cara y explicar con rigor y seriedad la decisión y sus consecuencias.

Es importante explicar las causas y que éstas se entiendan. No vale decir que existe una crisis, porque muchos trabajadores están seguros de que sus empresas usan la crisis como tapadera para tomar medidas que no son realmente necesarias.

Hay que mantener informado al conjunto de los trabajadores durante el proceso negociador. La empresa no debe ceder su derecho a explicar de manera directa su postura a todos los afectados y a los que no lo están.

Una vez cerrado el proceso y cuando los afectados hayan causado baja, es vital recuperar la confianza y motivar a los que se quedan. Y eso pasa por dejar claro cuál es el nuevo horizonte de futuro.

Es imprescindible tener en cuenta que estamos en un proceso de comunicación donde, más que nunca, el factor humano cuenta y donde tenemos que ponernos en la piel del receptor antes de emitir cualquier mensaje.

No sabemos cuándo tocará fondo esta crisis, pero estamos pagando ya sus consecuencias. Empleemos la comunicación interna para que las decisiones que nos veamos obligados a tomar sean entendidas y para que la empresa demuestre que realmente es responsable y está comprometida con la sociedad y con sus trabajadores.
Benito Berceruelo. Consejero delegado de Estudio de Comunicación

Publicado en: Cinco Días

2ª oleada del Estudio KAR 2008 (Key Audience Research) de Reputación Corporativa en España

En el análisis sectorial de las empresas hoteleras, AC Hoteles ha sido elegida por los periodistas encuestados, al igual que en la oleada anterior, como la empresa que tendrá un mayor éxito en los próximos años, seguida de NH Hoteles y Paradores.

Sin embargo, en el ránking de empresas del sector con una estrategia corporativa fuerte y clara con los medios de comunicación, NH Hoteles se sitúa en primera posición, repitiendo el puesto obtenido en la oleada anterior del estudio. La cadena lidera también el ránking de empresas que mantienen mejores relaciones con los medios de comunicación, seguida nuevamente por AC Hoteles y Paradores (esa última encabeza el apartado de compañías con mayor sensibilidad medioambiental y responsabilidad social).

diapositiva_kar_hoteles

Para Jorge Díaz Cardiel, Director Corporativo de Ipsos Public Affairs, ‘a pesar de la crisis, las cadenas hoteleras siguen apostando fuerte por la responsabilidad social corporativa. Es también un imperativo: hoy es impensable que un sector de actividad tan importante para la economía del país no se comporte de manera responsable’.

Ipsos es el tercer Grupo de Investigación del mundo basado en encuestas. Se centra exclusivamente en una actividad: la producción, la interpretación y distribución de información conseguida de individuos acerca de sus opiniones, deseos, actitudes y comportamientos. Ipsos ha organizado sus negocios en cinco áreas de especialización: encuestas de opinión e investigación social, investigación publicitaria, investigación de marketing, investigación de medios, e investigación de calidad y satisfacción de clientes (CRM).

Fuente: PRNoticias.com

Utilizar los planes de carrera para mejorar la comunicación en la empresa

Estamos en la era de la comunicación. Los mensajes de correo electrónico nos desbordan y la función de recursos humanos en la mayoría de empresas cuenta una ingente cantidad de información sobre los procesos de gestión de personas. Sin embargo, ¿cuántos de sus empleados siguen haciendo preguntas tales como: qué puedo esperar de mi organización, dónde encajo mejor o cómo puedo enfocar mi carrera profesional y mejorar mis condiciones salariales?

Preguntas sin duda sencillas, pero cuya respuesta puede no ser tan obvia ni para los propios empleados, ni para sus supervisores. Sobre todo si la organización a la que pertenecen no cuenta con un plan de comunicación interna correctamente alineado con el resto de políticas de gestión del talento, especialmente con las de gestión del desempeño y planes de carrera.

Tal y como pone de manifiesto el estudio de Watson Wyatt “Retorno de la inversión en Comunicación 2007/2008”, las compañías con planes de comunicación eficaces no solo obtienen un mayor retorno de la inversión, sino también mayores niveles de compromiso de sus empleados, aumentando así la probabilidad de que estos se conviertan en trabajadores de alto rendimiento.

El estudio muestra también la importancia de tener estrategias y procesos de comunicación claros y definidos, ya que estos ayudan a los empleados a aceptar y comprender mejor los cambios que suceden en la organización y en su entorno inmediato. Igualmente nos revela la necesidad de ayudar a los directivos y mandos intermedios a mejorar sus habilidades de comunicación interpersonal, pues resulta crucial conseguir una comunicación fluida entre ambos para el éxito de la relación.

Si además de estos datos del estudio tenemos en cuenta la información proveniente de las investigaciones sobre el aprendizaje humano, podemos señalar que a través de las mejoras en las conversaciones entre los directivos y los empleados, estaremos mejorando también tanto el conocimiento como el aprendizaje organizativo en su conjunto. Según estas investigaciones, el aprendizaje humano se produce por interacción con los demás. Por tanto, al mejorar la comunicación interna, estaremos influyendo tanto en el compromiso como en el aprendizaje individual y colectivo de la organización.

Construyendo mejores sistemas

Pero construir un plan de comunicación interna no lo es todo. Otra vía para conseguir mejores “conversaciones” dentro de la empresa es a través de los planes de carrera profesional, en tanto que estos actúan como facilitadores de la comunicación entre los directivos y los empleados.

Los planes de carrera tienen como objetivo sentar unos principios fundamentales que permitan describir trayectorias y oportunidades de desarrollo profesional. Por tanto se hace necesario contar con una clasificación clara de los puestos y funciones de los mismos. De este modo, el plan de carrera se convierte en un medio para racionalizar los puestos de trabajo y garantizar que éstos sean coherentes y efectivos en su conjunto.

En cuanto a su influencia sobre la estructura organizativa, un plan de carrera profesional bien estructurado puede ayudar a reducir el número de grados verticales en la organización y a clarificar las funciones y responsabilidades. Es importante facilitar a todos los empleados una comprensión más clara de los puestos de trabajo, de los niveles profesionales existentes y de las trayectorias profesionales posibles.

Pero además, los planes de carrera aportan también otras ventajas adicionales a la organización:

  •  Reducen la incertidumbre y el misterio sobre las oportunidades de desarrollo profesional de cada empleado.
  • Identifican claramente los requisitos necesarios para pasar de una posición a otra, lo que permite orientar a cada empleado en su propia formación y desarrollo, tanto de conocimientos como de habilidades.
  • Transfieren al empleado el grueso de la responsabilidad sobre su carrera profesional.
  • Aclaran los niveles organizativos y la estructura interna es conocida por todos.
  • Facilitan la movilidad geográfica y departamental.
  • Ayudan a la organización a competir de forma efectiva para retener el talento, gracias a la recompensa tanto intrínseca como extrínseca, derivada del crecimiento y desarrollo profesional.
  • Obtienen una mayor flexibilidad para la diversificación funcional y geográfica.
  • Consigue generar un lenguaje común en la organización para entender el valor de los puestos y de sus posibilidades de carrera profesional.
  • Influye significativamente sobre los sistemas de compensación, ya que actúan como catalizadores para establecer una gestión de salarios competitiva, ayudando a determinar los niveles de compensación de incentivos a corto y largo plazo, y estableciendo medidas de rendimiento y expectativas de contribución.

Finalmente cabe mencionar que un plan de carrera profesional debe quedar casi exclusivamente en manos de los empleados. Los directivos ya no deben tener el control absoluto sobre las decisiones de carrera profesional; es más, su rol debe ser el de asesor o guía del colaborador, ya que en último término el propietario y máximo responsable del proceso de desarrollo debe ser siempre el propio empleado.

En resumen, a través de los planes de carrera fomentaremos una mejor comunicación con el empleado y le ayudaremos a establecer expectativas más realistas en la organización. Alineando los planes de carrera, la gestión del desempeño, y las políticas de compensación  conseguiremos optimizar la gestión del talento organizativo, y además despejaremos muchas de las dudas e inquietudes que todo empleado se plantea sobre su futuro en algún momento de su carrera profesional.

Fuente: Watson Wyatt Worldwide

Décimo Barómetro anual de Confianza Edelman

La crisis económica no solo hace estragos en las Bolsas, sino también en la reputación de las compañías. Según el décimo Barómetro anual de Confianza Edelman, el 75% de los 4.475 encuestados afirman ‘confiar menos’ en las corporaciones que hace un año. Además, buena parte de la muestra comienza a dudar acerca del ‘todo vale’ de la economía de libre mercado, apostando por el intervencionismo estatal.

Alrededor de dos terceras partes del público informado confía menos en las corporaciones que hace un año, según el décimo Trust Barometer de Edelman. Entre la muestra norteamericana, además, se registran ratios de confianza inferiores a los cosechados tras el escándalo Enron, el 11 S y el pinchazo de la burbuja tecnológica.

Por otro lado, el 77% afirma haber renunciado a comprar productos o servicios procedentes de una compañía de la que desconfían – es la primera vez que el estudio mide este dato-, mientras que un 72% critica una compañía en la que desconfía ante amigos o compañeros.

Por un margen de tres a uno, los encuestados afirman que el gobierno debería intervenir para regular la industria o nacionalizar compañías en aras de restaurar la confianza pública. En las mayores economías europeas -Reino Unido, Francia y Alemania-, tres cuartas partes afirman que el gobierno debería concentrar sus esfuerzos en una futura crisis financiera (73, 75 y 74%). Por su parte, en Estados Unidos, un 49% afirma que el libre mercado debería ser permitido independientemente.

A nivel global, la llamada hacia el intervencionismo estatal se extiende también a ámbitos como el coste de la energía, el calentamiento global y el acceso a una sanidad ‘económica’. Los encuestados, en una proporción de dos a uno, consideran que el gobierno tiene la responsabilidad fundamental a la hora de resolver estos asuntos, aunque el mundo empresarial debería colaborar: un 66% espera que este núcleo se alíe con gobierno y grupos de interés para solucionar estos problemas.

En contraposición a la falta de confianza en las economías occidentales, la confianza en los negocios ha crecido en numerosas economías emergentes. De esta manera, en China, la confianza en las empresas se ha incrementado del 54 al 71% entre la población entorno a los 35 y 64 años, mientras que en Brasil este crecimiento ha sido de un 8% (61 al 69%). Mientras la confianza en la banca cayó 33% en Estados Unidos, este mismo baremo subió del 72 al 84% en China y del 52 al 59% en Brasil.

Para los encuestados, el poder ‘confiar’ en una compañía es uno de los principales factores que determinan la reputación de la misma. Entre la audiencia global de 25 al 64 años, la confianza se sitúa justo debajo de la calidad de los productos de la compañía y del tratamiento que ofrece a sus empleados, este último más importante que el futuro financiero de la compañía, creación de empleo, devolver a la comunidad e innovación en productos y servicios.

La transparencia, definida como una comunicación frecuente y honesta, también supera a estos atributos. Alrededor del 60% considera que necesitan escuchar información acerca de una compañía de tres a cinco veces antes de confiar en ella. Los especialistas se mantienen como la fuente de información más fiable acerca de una compañía, con un 62% de los encuestados que consideran que académicos o expertos en un sector industrial o asuntos serían extremada o muy creíbles. Los empleados e iguales también son fuentes creíbles de información, con un 47% de las personas que consideran que aquello que escuchan de ‘una persona como tú’ y un 40% de las conversaciones que mantienen con los empleados.

Otras claves:

* La confianza en casi cualquier tipo de información y portavoz ha caído respecto al último año. La confianza en revistas especializadas y analistas – antaño líderes- hoy decrecen del 57 al 44% y del 56 al 47%, respectivamente.

* Globalmente, sólo un 29% de los encuestados confía la información procedente de un consejero Delegado, por el 36% de hace doce meses.

* Solo un 13% confía en publicidad corporativa o de producto – en 2.008, el portcentaje era del 20%-.

* En Reino Unido, Francia y Alemania, la confianza en los negocios ha bajado hasta el 36%. Únicamente en Suecia y Holanda la confianza en los negocios ha crecido.

El Barómetro de confianza de Edelman ha sido desarrollado por la firma de investigación StrategyOne y consiste en entrevistas telefónicas de treinta minutos utilizando los servicios de campo de World One entre el 5 de noviembre y el 14 de diciembre. 4.475 personas informadas dispuestas en dos grupos de edad (de 25 a 34 y de 35 a 64) han formado parte de la muestra que analiza la confianza en cuatro instituciones: negocios, gobierno, medios y ONG’s.

Resumen ejecutivo

Fuente: PRNoticias.com

‘La Comunicación de las empresas en los ERE y en situaciones de crisis laboral’

Antes de nada, agradecer a la agencia “Estudio de Comunicación” el envío personal que nos ha hecho del presente estudio que reproducimos en este blog.

———-

Estudio de Comunicación y Cinco Días han presentado el informe ‘La Comunicación de las empresas en los ERE y en situaciones de crisis laboral’, que recoge la opinión de 211 trabajadores acerca de la manera en la que sus compañías han gestionado estos momentos de crisis… y por lo visto, tienen mucho que mejorar.  

Entre las principales conclusiones, destacar que dos de cada tres trabajadores de empresas que están inmersas en procesos de regulación de empleo no perciben que se hayan utilizado las adecuadas herramientas de Comunicación Interna. Además, los rumores y la prensa son fuente de información sobre el ERE de su empresa para un 23% de los trabajadores, mientras que solo un 32% recibió información de sus directores sobre el mismo.

Por otro lado, los departamentos de Recursos Humanos y los abogados que asesoran a la empresa en procesos de regulación de empleo no consiguen ‘conectar’ con el receptor: un 42% de los trabajadores no entienden o no conocen la labor de dichos agentes. Suelen ser los trabajadores de empresas que, según los indicios, utilizan la Comunicación Interna los que mejor comprenden a Recursos Humanos y abogados.

Los 211 trabajadores entrevistados pertenecen a 36 empresas distintas, tanto de gran como de mediano y pequeño tamaño, entre las que se encuentran Barcons (Cádiz), Ford, General Motors, Martinsa Fadesa, Nissan, Ono, Pedralbes, Qualytel (Madrid), Renault, Roca, Selma (Sevilla), Telefónica y T-systems (Barcelona).

Descargar estudio